Archive for abril, 2012


Hoy presentamos nueva sección en nuestro blog. Los avances tecnológicos están a la orden del día y continuamente las noticias sobre productos que hasta entonces parecían cosa de la ciencia ficción ocupan los telediarios. El futuro ya esta aquí.

Titulamos este nuevo rinconcito Recuerdos del Futuro como homenaje a uno de los grandes libros de Erich von Däniken, polémico escritor que planteo la interesante teoría de que nuestros antepasados más remotos fueron visitados por extraterrestres.

Este sección servirá para comentar y reflexionar sobre todas cosas que parecían extraños y modernos gadgets del futuro en películas y libros pero que ahora están o van a estar, en un futuro muy cercano, en nuestros hogares.

Iniciamos la sección con un artículo de opinión de nuestro colaborador Francisco Jiménez Novillo que reflexiona sobre el libro “¿Sueñan los androides con ovejas eléctricas?”. Advertimos a nuestros lectores que el artículo presenta spoilers varios, tanto del libro como de la película “Blade Runner”.

 

¿Realidad o Ficción?

Comenzamos la andadura de esta sección, y todo a raíz de algo que el otro día escuche en las noticias: los avances que están siendo producidos en la Robótica.

Es digno destacar los avances en esta materia, ya que se están creando cada vez más robots con apariencia humana, rasgos humanos e incluso gestos que corresponden únicamente a los humanos. Siendo estos nuevos robots capaces de imitar el 90 % de los movimientos gestuales que realizamos los humanos, avances que hace unos pocos años eran impensables.

Todo esto me llevo a recordar una novela que lei en varias ocasiones, y sobre todo que vi, hace mucho tiempo, y que no es otra que “¿SUEÑAN LOS ANDROIDES CON OVEJAS ELECTRICAS?” llevada al cine con el titulo de BLADE RUNNER.

Se trata de una novela escrita en el año 1968, por Philip K. Dick (Philip Kendred Dick, nacido el 16 de diciembre de 1928 y fallecido el día 2 de marzo de 1982) y estrenada con el nombre cinematográfico de Blade Runner en el año 1982.

La novela se desarrolla en el año 1992, en un mundo apocalíptico causado por una “Guerra Mundial Terminal” a partir de la cual se había ocasionado una lluvia radioactiva que provocaba un polvo, también radioactivo, que contaminaba gran parte de la Tierra.

Esto conlleva que una gran mayoría de los ciudadanos que viven en la Tierra tengan que emigrar a Marte y a diversas colonias terricolas, a las que únicamente pueden acceder los terrestres que gozan de un cierto poder económico, quedando en la Tierra los ciudadanos denominados “especiales” (que gozan de poca capacidad cognitiva), o los que disponen de menores recursos económicos.

Los pocos supervivientes que se quedan en la Tierra, se mueven dentro de una sociedad en la que los estados anímicos son controlados mediante un “órgano de ánimos” (denominado en la novela Penfield) y en la que para no ser considerado un ser inmoral cada persona debe demostrar su humanidad mediante la empatía con los animales, siendo determinante que estos animales sean organismos vivos.

Todo esto determina el grado de humanidad de las personas dentro de una sociedad estructurada en niveles siendo cada individuo mas importante en tanto en cuanto es mayor es el animal que uno posea, teniendo además en cuenta que dada la escasez de animales vivos, cuanto mayor y mas rara es la especie más caro es el animal. Estos animales son comprados a través de un catalogo denominado “Sidney”, del que cada humano dispone de una copia. En sentido inverso, los humanos que no disponen de un animal vivo sino de un animal androide, se encuentran en un escalafón menor.

Aquí es donde se sitúa el personaje principal de la novela, Rick Deckard, de profesión “cazador de recompensas”, que utiliza su trabajo como un medio para conseguir un fin, poder comprarse una animal vivo y así aumentar su nivel social, pues en la actualidad es propietario de una oveja androide.

El objeto de su trabajo es “retirar” androides, o tal como se denomina en la novela “Andrillos”, personajes que tienen aspecto humano, pero con una duración determinada de cuatro años, y que conforme van evolucionando van siendo cada vez mas humanos, e incluso mas inteligentes que estos, y que fueron creados en su momento para hacer compañía a los humanos.

Estos androides, en concreto una especie de los mismos, los denominados Nexus 6, son los que Deckard se encarga perseguir y retirar, acusados de haber asesinado humanos en su intento de escapar de Marte y liberarse de la esclavitud a la que eran sometidos.

Esto supone, a pesar de haber sido escrita la novela en 1968, muchas situaciones que sorprendentemente, son o pueden, ser totalmente actuales, cuestiones morales y filosóficas que hacen pensar y podrían ser aplicadas a la sociedad en la que vivimos.

En primer lugar se plantea en la novela el tema religioso a través del llamado “Mercerismo”, movimiento religioso en el que destaca la figura de Mercer, personaje simbólico que asciende  a través de una enorme cuesta, siendo apedreado en el camino que lleva a la cima. Los humanos utilizan la “caja de empatía” para llegar a unirse y fundirse con otros ciudadanos conjuntando sus estados de animo, llegando así aumentar los sentimientos favorables. Esta religión se puede resumir en un triple sentido de vida-muerte-renacimiento, y se puede comparar a la religión mayoritaria que todos conocemos.

La novela, a mi entender, plantea dos temas filosóficos principales que son, la relación entre los androides y los humanos, y la relación entre los humanos y los animales.

La primera cuestión, se determina con distintas situaciones, que hacen plantear dudas en cuanto a la posición que ocupa o que podría ocupar cada uno de los implicados, hay veces que la novela hace mas humanos a los androides y mas androides a los humanos. Es determinante el papel que ocupa el personaje principal, Rick Deckard, y las dudas que se le van generando conforme “retira” andrillos, o los planteamientos morales que surgen a fuerza de vivir de estos, pues parece que los androides tienen sentimientos humanos

El segundo problema filosófico que plantea la novela es la relación de los humanos con los animales, siendo ésta básica para establecer la situación dentro de la escala social. Este es un tema que esta de total actualidad, no hay nada mas que ver las noticias relativas a maltratos animales para observar el nivel de “deshumanidad” que tenemos los humanos.

Estos asuntos filosóficos, así como otros, son planteados en una novela que perfectamente podría haberse escrito en la época actual, por ello recomiendo encarecidamente la lectura de la misma, incluso a pesar de haber visto la película, pues el libro plantea pensamientos e ideas que la película no desarrolla.

Por todo solo me queda pensar, después de haber leído la novela ¿somos humanos o andrillos?.

 

Autoria: Francisco Jiménez Novillo

Anuncios

Acto II

El público se quedó en silencio absoluto, se miraban unos a otros. Finalmente, sonó un aplauso, y luego otro, y luego otro, y así hasta que se llenó la sala. No lo entendía. No le creían. Se pensaban que era una broma. Pero él sabía que no. Alguien estaba pensando en una muerte. En una muerte que aún no había ocurrido, pero que poco le faltaba.

El primer acto del espectáculo sucedió sin contratiempos. Adivinaciones de nombres, de procedencia de objetos… Telekinesia… Todo seguía su curso. Algún chiste para aligerar tensión. Pero ni rastro de aquellos pensamientos. Aquel presentimiento, aquella llamada de atención no se había vuelto a producir. Diez minutos de descanso.

Volviendo al camerino, intentaba recordar aquella sensación que había tenido al comienzo del espectáculo. Estaba tan seguro… pero no había vuelto a percibir nada raro. Entró en su camerino, se sentó en el diván y se aflojó el nudo de la corbata al tiempo que cerraba los ojos y exhalaba profundamente. De nuevo, ese escalofrío. Se incorporó inmediatamente y dirigió la mirada hacia la mesa; la fotografía yacía ahora tumbada y el cristal estaba resquebrajado. La incorporó, la zona en la que salía su compañero aparecía quemada. Miró a su alrededor, pero no había nadie.

-Para el siguiente acto, voy a necesitar un voluntario. Alguien especial, alguien que tiene una inquietud esta noche. – Intentaba atraer los pensamientos de aquella fuerza de nuevo. Buscaba entre las butacas. Miraba a los ojos de cada uno buscando una respuesta. Un sentimiento de contradicción se generaba en las mentes de los asistentes, querían salir, pero les daba miedo.- Usted, sí usted – señaló a un hombre que agachaba la cabeza y mantenía la mirada en el suelo- ¿puede subir al escenario, por favor?

Era un hombre misterioso, encorvado, ataviado con un largo abrigo marrón desgastado por el uso. Aunque no parecía mayor, caminaba como si sobre sus hombros descansase el peso de los años, de las experiencias. Tenía el pelo castaño, pero revuelto y como sucio. No le miraba en ningún momento. Paso a paso. Muy lento, como si no quisiese subir.

 -Siéntese en esta silla, por favor. – El hombre le miró como incrédulo, pero se sentó y siguió cabizbajo. Intentaba percibir cuál era su nombre, pero no conseguía recibir ninguna señal. Aquel hombre estaba como vacío. – ¿Puede decir su nombre al público por favor? – El hombre no pronunció palabra, ni se inmutó. – ¿Disculpe? ¿Puede decirnos su nombre?

De pronto, el hombre se levantó, y le miró fijamente. Los ojos eran de un azul muy claro, pero sin vida. Le puso la mano en el hombro y empezó a temblar como si de un ataque epiléptico se tratara. Cada vez más rápido. Cada vez más fuerte. Su mano, en cambio, no soltaba su hombro, sino que lo apretaba con más fuerza. Comenzó a murmurar palabras sin sentido, como en otra lengua, mientras que su cuerpo no dejaba de zarandearse. Más rápido. Más rápido. Más fuerte. Más fuerte. Tras unos segundos, se paró súbitamente.

– Se te ha acabado el tiempo – murmuró con una voz muy profunda y grave.

Y de pronto el cuerpo cayó inerte sobre el suelo.

Autoria: Paloma Canseco (@robinandaudrey)

Ficción

“Miraba al espejo, y aunque parecia ver su reflejo notaba que algo era distinto.

No eran los mismos ojos, ni la misma nariz y ¿que decir de la boca?

Despues de todo eso solo se podia hacer una pregunta ¿cual de los dos es real?”

 

Autoría: Francisco Jiménez Novillo (@pakoto01 )

 

¿Quieres ser colaborador? escribe un relato breve utilizando cualquier base de misterio, y remítenoslo a lavozderaudive@gmail.com

Cuarta Fase

“- ¿Y que altura tenían?-

– Más o menos “asín”, señor – Alzó el brazo señalando unos dos metros y pico de altura.

Rivas, sentado junto a la mesa camilla, tomaba nota del testimonio del pastor.

– Ha dicho a la prensa local que se comunicaron con usted, ¿qué dijeron? –

– Me hablaron aquí – la mano, curtida por el trabajo, apuntaba a la sien.

– ¿Disculpe? – el periodista se inclinó en el asiento y escudriño al testigo a través de las gruesas gafas de pasta negra.

– Hablaban en mi cabeza –

– ¿Qué le decían? – Rivas aproximo la grabadora instintivamente a su interlocutor.

Ya estamos aquí… ya estamos aquí.”

 

Os recordamos que si queréis colaborar lo único que necesitais es escribir un relato breve utilizando cualquier base de misterio, y remitírnoslo a lavozderaudive@gmail.com 

El misterio esta para vivirlo. Es posible que les digan esto de muchas cosas, pero quien ha dedicado su tiempo a una investigación, se ha sumergido durante horas en un buen ensayo o se ha deleitado en las ondas con un programa de radio enfocado a los enigmas, sabe lo que digo.

El encabezamiento de la página web del Grupo Alpha comienza con una frase brutal de la escritora madileña Samantha Devin: “No hay nada más propio de las personas inteligentes que interesarse por lo desconocido, por lo invisible, por aquello que el resto del mundo no se atrave ni si quiera a nombrar”.

¿Quienes son? Ellos mismos se definen como “unos enamorados del misterio, de lo oculto, de las leyendas y la antropología, de la historia en definitiva, de las paraciencias en particular”. Y en esta definición creo que nos encontramos la mayoría, sino todos, que de una u otra forma, amamamos esto que hemos decidido denominar Misterio y que no es otra cosa que la curiosidad más elemental del hombre.

La página web alberga distintas secciones, tan amplias que no me atravo a intentar desbrozarlas en este efimero post, aunque puedo adelantaros que nos encontramos con un plantel interesantísimo.

No obstante me gustaría si acaso, enfocar a los lectores que se sumerjan por primera vez en la web, a los lugares o secciones que, en mi opinión, constituyen los puntos fuertes de esta página. En primer lugar debemos tener en cuenta que Grupo Alpha es un grupo de investigación y como tal se nutre en una parte amplia de su contenido de materiales propios que dan a la web un extra de interés evidente.

Sin querer quitar importancia al resto de secciones, que como digo son muy amplias, si me gustaría destacar dos de ellas. El area dedicada y titulada Investigaciones Alpha nos trae el trabajo de campo, o mejor dicho, nos conduce a la tierra que ha pisado el investigador bajo sus botas, con imagenes extraídas de la cámara digital del autor del reportaje y con las palabras de aquel que ha visto el lugar donde se dice que han ocurrido los hechos y escribe con el conocimiento de causa que se palpa y es muy dificil disfrazar. Esta sección nos aporta, en ocasiones, la sorpresa que  recibe el propio investigador cuando capta ese extraño fenómeno conocido como Psicofonias.

Otra parte de la web que personalmente a los miembros de La Voz de Raudive nos “ha tocado la patata” es Maestros del Misterio. En esta sección se recupera la memoria de los grandes investigadores sin los cuales la labor que muchos realizamos, amateur o profesionalmente, sería imposible. Si nosotros muchas veces tenemos que escuchar mofas sobre las líneas de investigación que seguimos, porque se salen un poco de la “normalidad” imaginen ustedes lo que habran tenido que pasar esos hombres y mujeres cuando hace treinta, cuarenta, cincuenta o sesenta años se dedicaban, con muchos menos medios y con menor capacidad de difusión, a lo que aquí tratamos. Esta sección es un homenaje, y es nuestra preferida.

Grupo Alpha realiza una estupenda labor de divulgación y además son unos compañeros estupendos de los que nos sentimos enormemente orgullosos. Si nuestra labor como blog es divulgar el misterio entonces no se me ocurre un modo mejor de hacerlo que comenzar las recomendaciones de webs congrupoalpha.org

Os dejo link a su web aquí.

Acto I

<<Cuando la sangre sale por la boca, deja un sabor amargo, ferroso y a la vez ácido. Cuando comienza a resbalar por nuestro cuerpo, notamos una sensación suave de calor. No nos damos cuenta de lo importante que es la sangre en nuestras vidas, no nos damos cuenta que con una sola gota infectada puede acabarse nuestra historia, o que con un corte en un sitio determinado podemos acabar desangrados.

Quizás a primera vista, las palabras parezcan menos poderosas. Pero no lo son. Pueden llegar a ser más poderosas que cualquier espada o cualquier pistola. Las palabras pueden llevar a hechos, y los hechos, a su vez, a la muerte. Las palabras se crean, salen, entran y son la base de nuestros pensamientos, de nuestra mente, y en definitiva, de nuestros actos.

El ser humano común, no se da cuenta, que en muchas ocasiones, con una palabra se puede hacer mucho más daño que con un arma. Y tampoco se da cuenta de que se puede controlar a la gente con palabras.>>

-¡Tercera! Cinco minutos y a escena – gritó una voz al otro lado de la puerta. Sus ojos despertaron de la abstracción en la que estaba sumido y se fijaron ahora sobre la foto que descansaba sobre la mesa.

<<Fueron las palabras las que consiguieron que hoy esté aquí, las que me dieron todo y las que se llevaron lo más preciado. Son ellas las que aparecen en mi mente. Ese murmullo constante. Nunca hay silencio. Miles de pensamientos se unen, aparecen, piden a gritos ser revelados, ser devueltos a sus dueños. Pensamientos que se convierten en espectáculo. En el espectáculo de la mente – salió de la sala y dirigió sus pasos escaleras arriba hacia el escenario – no importan mis pensamientos, tan solo los del público, que ha pagado para que se los diga, para que demuestre que los percibo. Tres segundos. Detrás del telón todo está muy oscuro. Se pueden oír algunos murmullos, que quedan difuminados bajo miles de pensamientos. Dos segundos. Sin embargo, hay uno que me llama especialmente la atención. Un segundo. Ya no hay marcha atrás. Se levanta el telón. Silencio. Luces>>

-Buenas noches y bienvenidos a una noche muy especial. Hoy, alguien morirá en esta sala.

¿Quieres saber como continua? Estate muy atento a nuestro blog, iremos públicando poco a pocos todos los actos que componen este enigma.

Autoria: Paloma Canseco (@robinandaudrey)

La Señal

“Llegaron desorientados. Los ojos perdidos y ausentes del brillo de los vivos. Los marineros bajaban de las naves y se lanzaban desesperados sobre la playa, buscando la seguridad de la tierra.

No daban explicación alguna. Se encerraban en sus casas y negándose a pronunciar palabra, pasaban las horas sumergidos bajo las mantas de la cama, prorrumpiendo cada cierto tiempo en quejidos y lamentos que no tenia orden ni lógica.

Eso fue lo primero que recuerdo, después empezaron los ruidos procedentes del mar. Arrastrados por la brisa podían escucharse una maraña de  sonidos. Una especie de silbidos o gritos salvajes y deshumanizados.

Al séptimo día los avistamos. Se dirigían sin formación, en completo desorden, hacia la costa.”

Inauguramos la sección de Micro Relatos. ¿Quieres colaborar? Lo único que necesitas es escribir un relato breve utilizando cualquier base de misterio, y remitírnoslo a lavozderaudive@gmail.com ¡Colabora!

Los temas te persiguen. Lo escribí cuando iniciamos este blog y lo vuelvo a repetir porque para mi es una verdad como un templo. Puedes alejarte más o menos, por unas cuestiones o por otras, pero como guiado por la mano del destino al final vuelves a la senda y te detienes inmerso en la misma cuestión. De esta manera no puedes evitar preguntar, ¿por qué escribo sobre esto? Quizás la única respuesta posible es porqué tienes que escribirlo y punto.

Escribir sobre la #muerte es una cuestión que llena, nos hace reflexionar y nos conduce hasta lo más profundo de nuestro ser. Hablar sobre ella es pulsar una extraña tecla que provoca un resorte en nuestro interior. La muerte no deja indiferente a nadie.

El tema volvía a mi cabeza como un bumerán cuando escuchaba el tema de Lana del Rey titulado, al igual que su álbum, “Born to Die”. El estribillo de la canción repite una y otra vez “We were born to die”, “We were born to die”, “We were born to die”. ¿Y es que hay algo más propio o más inherente al ser humano que la muerte? Sobre esta cuestión reflexionaremos después, pero ya adelanté que, desde mi humilde punto de vista, es uno de los pilares fundamentales de nuestra existencia.

Hace unas semanas Milenio 3 (@navedelmisterio) trataba el tema de la inmortalidad. Una cuestión que, como es evidente, y vista mi atención sobre la materia, seguí con sumo interés. La opinión de los oyentes era casi unánime cuando se habla de inmortalidad, la mayoría lo rechaza aludiendo a que la vida no sería lo mismo si pudiésemos vivir eternamente pero es que otros lo rechazaban aún con más vigor, aludiendo a que era un auténtico ataque contra la propia Naturaleza o contra el mismísimo Dios.

La vida, como ocurre con muchísimas cosas, es una tarta. Si comemos tarta todos los días, o voy más allá, si sabemos que esa tarta por mucho que engullamos porción tras porción, va a seguir entera y no va a extinguirse nunca, pierde por lógica todo su sentido y se transforma en una condena más que lo que es por naturaleza y para lo que ha sido fabricada, un placer.

Es propio y lógico preguntarte a que responde todo este absurdo que nos rodea. ¿Hemos sido creados para procrear y fortalecer la especie exclusivamente? Entonces, a que viene dotarnos de un pensamiento, de una personalidad y de una conciencia que nos hace plantearnos que hacemos en este mundo. ¿Somos un extraño error, una criatura que ha evolucionado más allá? Algo así como un autómata, un robot cuya I.A. provoca que se sienta como un ser humano cuando en realidad no lo es.

Las teorías sobre la muerte son tan variadas como los colores. Las hay de todos los tipos, a gusto del consumidor. Estas hipótesis se originan por dos cuestiones o quizás por una sola que se interrelaciona hasta el infinito,  la necesidad del hombre de dotar, como mencionaba en el párrafo anterior, de un sentido a toda esta locura y las señales, o luces rojas (como la película de @rodrigocor7es), que parecen indicarnos que la vida no es un interruptor que se enciende y se apaga a placer, que no es pura forma, o simplemente un esqueleto rodeado de carne con una fecha de caducidad, sino que existe un verdadero trasfondo, una historia detrás del hombre que piensa que no procede de la carne o de la víscera, sino que nace del espíritu.

Estas señales son variadísimas. Hoy mismo leía en @LaVanguardia que dos años antes de producirse la muerte comenzaba a notarse en la persona que perdía esta la memoria de manera acelerada. Manuel Ortega (@Lanavecelta ) apuntaba muy preciso que “En los últimos días de vida, parece como si nuestro cuerpo o alma se fuera preparando para el “viaje” y esto me recordaba inevitablemente a los casos, muy bien relatados por Cuarto Milenio y Milenio 3 en su programa “Los que eligen cuando morir”, en los que la persona que estaba a punto de cruzar ese misterioso umbral recibía la visita de sus seres queridos, que como una comitiva del otro mundo se materializaban de manera brutal para conducirle hasta aquel túnel tan característico y del que tanto hemos oído hablar.

Piensen ustedes, reflexionen y dediquen el tiempo a su propia #muerte. Al contrario de lo que les puedan decir, merece mucho la pena. Hay pocas cosas que tenemos seguras, y que se manifiestan como pilares de nuestra existencia, y es que hemos nacido y que vamos a morir, custiones sobre las que no podemos influir de ninguna forma.

Lo que sí tengo claro es que entre esos dos pilares se localiza un tercero, y es el amor. Estas son los tres puntos sobre los que se sostienen nuestras frágiles vidas. Ya que no podemos controlar los pilares externos, al menos utilicemos el central de la mejor manera que sepamos.

Buenas noches.

Antes de que terminé esta mini-semana, y muy vínculado con la entrada anterior, quería recomendar un documental del Canal Odissea dedicado a la Magia de Cerca.

Antes de nada, ¿qué es la Magia de Cerca? Mi breve experiencia me dice que es un tipo de magia que se practica, basicamente, bajo tus propias narices. Con un número reducido de personas para que todo el mundo pueda ver el espectáculo, el mago realiza toda suerte de efectos que desconciertan al espectador por su espectacularidad y, sobretodo, por su cercania. Provocando, inevitablemente, la sorpresa y el desconcierto hasta en la persona más escéptica que se encuentre en la sala.

En este documental se entrevista a grandes de la magia como el maestro de magos Juan Tamariz que ofrece una visión preciosista de su profesión que no tiene desperdicio.

Aprovecho para recomendar la sala “Teatro Encantado”, un lugar perfecto para ver esta especialidad de la magia. Link a su web aquí.

Buenos días.

¿Qué es la magia?

La RAE dice:

“1. Arte o ciencia oculta con que se pretende producir, valiéndose de ciertos actos o palabras, o con la intervención de seres imaginables, resultados contrarios a las leyes naturales.

“2. La que por medios naturales obra efectos que parecen sobrenaturales.”

Entonces, ¿qué es un mago?

“Dicho de una persona: Versada en la magia o que la practica.”

Alfonso Moliné en “Esto es magia” la define como “un conjunto de disciplinas que se exhiben con el fin de entretener a un público, enfrentándolo con un misterio aparentemente inexplicable por la propia razón”.

Una vez expuesto esto creo que el lector habrá entendido que cuando me refiero a magia, me refiero al arte de la magia. Y es precisamente de esto de lo que voy a hablar en este post.

El que esto escribe es un profano en la materia, si acaso un humilde estudioso amateur que se maravilla con la cartomagia y los juegos de mentalismo. Precisamente por eso escribo, porque actualmente mi visión no esta infectada por un mayor conocimiento y se permite disfrutar “en bruto” y, si acaso, opinar sobre este extraordinario arte.

Ayer, acompañado de @robinandaudrey (cito twitters para quien este interesado en seguir a los mencionados), disfrute del espectáculo “14” de @PepoCapel que se presentó en el @TeatroEncantado un delicioso e intimo rincón de Madrid donde me parece imprescidible acudir. Durante algo más de una hora y media Pepo hizo reir y levantar expresiones de asombro entre los asistentes, que debo apuntar que no eran unos profanos en el arte de la magia, sino todo lo contrario.

La Magia es ilusión en estado puro. Todos tenemos ese espíritu de niño en nuestro interior, el cual lucha cada día contra la lógica que nos impone la sociedad. La Magia nos hace olvidar todo eso, y durante el tiempo que dura el espectáculo nos importa muy poco si el artísta que hay frente a nosotros tiene o no poderes mágicos, lo único que nos alucina es que hace un “pase mágico” y la carta que había sobre la mesa ya no esta.

El Mago es excelencia, es trabajo duro, es conseguir naturalidad en un movimiento que parecería imposible. El mago engaña nuestros sentidos, hace una burla al cerebro, le torea. En cuanto salimos a la calle todo funciona con normalidad, tal y como tiene que funcionar, si tiras algo al suelo cae por el efecto de la gravedad, si pasas la mano sobre un objeto sigue donde se encontraba, la materia se comporta como debe hacerlo, no se vulneran leyes naturales. En cambio, cuando el mago se planta frente a nosotros, nuestro cerebro, acostumbrado a esta “normalidad” es engañado y las leyes naturales se ven vilipendiadas .

El espectador no quiere saber el truco, no quiere que el mago falle, no quiere que exista truco, no quiero quiere que nada salga mal.

La Magia es algo increible. Es un ARTE, es preciosista.

Viva la magia.

Buenas noches.